Cómo planificarse la limpieza de primavera

4 pasos para cambiar (5).jpg

#Hábitos y rutinas Cuando me pongo a hacer el cambio de armario, a recoger edredones y a guardar todas esas cosas que no vamos a necesitar durante el período de primavera/verano. Suelo aprovechar para darle una limpieza a la casa más profunda de lo habitual, es el momento que utilizo para darle un repaso general, para reorganizarla y prepararla para esta temporada.

Que mejor forma de recibir al buen tiempo que con una puesta a punto de nuestro hogar. En este post os conté la mía de verano, se que algunas de vosotras la hacéis coincidir con el inicio del otoño. Pero yo la suelo hacer en verano.

No la hago del tirón sino poco a poco,  por partes. Que me pongo con el armario, pues aprovecho para limpiar el interior, que cambio los edredones pues aprovecho para darle un repaso a las camas. Así con todo.

Vía.Mi casa

ES MEJOR PLANIFICARSE

No quieras darte la paliza y pretendas hacerlo todo de una vez, porque es imposible. Para no agobiarse y hacerlo sin darte cuenta lo mejor es marcarse un plazo asumible como unas 2 o 3 semanas. Ah, y pide ayuda no pretendas hacerlo tú sola, recuerdas que no somos superwoman, aunque a veces lo intentemos.

Haz una lista con lo que vas a hacer en cada habitación, te ayudará a gestionar el tiempo y saber cuánto te llevará cada una.

No solo es fundamental planificarse, sino seguir un orden a la hora de limpiar.

-Primero, lo que está más sucio para acabar con lo que limpiamos más a menudo.

-Empieza de arriba abajo, si tu casa tiene dos plantas comienza por la superior y limpia antes la parte de arriba de los muebles.

-Sigue esta directriz, limpia de dentro hacía afuera.

Vía. Mi casa

PREPARA LOS ÚTILES DE LIMPIEZA

Lo primero es agruparlos cerca de la habitación que vayas a limpiar, así no tendrás que ir y venir todo el tiempo. Pon a mano bayetas, trapos, limpiadores, guantes, estropajos, aspirador y fregona, en fin todo lo necesario.

De un tiempo a esta parte estoy más inclinada hacía los productos de toda la vida, aquellos que utilizaban nuestras abuelas. Productos más naturales como el vinagre, el bicarbonato, la sal y el limón, imprescindibles si tratamos de no dañar al medio ambiente.

Vía.Mi casa

ABRE LAS VENTANAS Y PREPÁRATE

Lo que más me gusta es poder abrir todas las ventanas para que se ventilen las habitaciones. También es verdad que entra más suciedad, pero sientes como que se renueva la casa.

ACABA CON EL DESORDEN

Es el momento perfecto para restablecer la energía positiva de nuestra casa y que mejor forma de hacerlo que eliminando todo aquello que no utilizamos. Esas cosas que nos impiden mantener el orden y que no dejan que fluya en equilibrio la energía.

¡A LIMPIAR!

Las paredes. Si la pintura es lavable, las podrás limpiar con jabón neutro. Cuando hagas la mezcla prepara cantidad suficiente para todo un paño de pared, porque si la dejas a la mitad se quedarán las marcas. Aplica la esponja escurrida y hazlo de abajo hacía arriba, así si caen gotas lo hacen sobre una superficie ya húmeda. No quedando a parchones.

Los techos. Aparte de polvo siempre hay alguna pequeña telaraña que quitar. Aunque puedes hacerlo con aspirador, yo lo hago como lo hacía mi madre. Con un cepillo de mango largo que cubro con un paño, que puedes anudar o sujetar con pinzas o gomas elásticas.

Las puertas. Las mías son de madera y hace tiempo que me di cuenta que los limpiamuebles no le iban bien, porque le quedaban manchas. Mejor solución es un poco de jabón neutro diluido, después se seca bien con un paño que no deje pelusas y como nuevas.

Los interruptores y los enchufes.  Son elementos que acumulan mucha suciedad, pero que al limpiarlos, debemos tener cuidado porque circula la electricidad por ellos. Como no se pueden mojar mucho, a veces, no es suficiente darles con un paño escurrido. Lo mejor es recurrir a un algodón mojado en alcohol.

Los cristales. No se a vosotras pero con los limpia cristales comercializados a mí nunca me quedaban bien. Ahora utilizo amoniaco diluido en agua dentro de un pulverizador. Después lo seco con paños que no dejen pelusas. Con esto mismo limpio los marcos de las ventanas, también.

Los suelos. No soy experta en suelos de madera porque no los tengo, pero se que si están impermeabilizados puedes limpiarlos con una fregona escurrida para eliminar las manchas. Para los otros tipos de suelo, como gres, mármol o terrazo lo mejor es un jabón natural habitualmente. Para limpiezas profundas utilizo un producto con bioalcohol.

Las lámparas. Es increíble el polvo que acumulan y no te digo nada de las bombillas. Lo primero es quitar la luz o desenchufar la lámpara para pasarle un paño húmedo. Un poco de amoniaco diluido les puede ir bien.

Las plantas. Ya sean naturales o de plástico, también se ensucian. Para las naturales utiliza un algodón mojado en leche que le hará recobrar su brillo,es lo que hacía mi abuela. Y para las artificiales, agua y jabón, después las dejas escurrir boca abajo.

Los muebles. Hay que nutrirlos porque las calefacciones suelen secarlos. También es el momento para revisarlos por si hay que darles cera o algún otro producto específico que le renueve el aspecto.

Las cortinas. Como con este tiempo se secan más rápido las puedes tender recién sacadas de la lavadora. Es lo que me indicó mi madre y así te ahorras planchar. Es posible que dependiendo del material debas darle un repaso de plancha, una vez colgadas. Además al estar colgadas caen por su propio peso y no quedan encogidas.

Vía.Mi casa

Los cojines. A quitar fundas y a lavar ,siempre, siguiendo las instrucciones de lavado. Si es posible aprovecha para lavar los rellenos.

Los edredones. Guardalos en bolsa de tela ,preferentemente, o al menos que sea de tejido transpirable. Los nórdicos de primavera lávalos y airea antes de colocarlos en las camas, por los ácaros que acumulan. Una noche al relente es ideal para acabar con ellos.

En los rincones. Suelen acumularse polvo y suciedad que cuesta quitar con aspirador o fregona. Usa un rascador para esas esquinas donde se acumulan pelusas como ocurre en los baños, por ejemplo.

Los zócalos. Pues también se ensucian,claro. Dependiendo del material del que sean habrá que darles un tratamiento u otro, pero en general jabón neutro y agua les va vienen a todos.

La ropa. Tengo como máxima guardarla lavada, porque si las almacenas con manchas pueden quedarse fijadas. Y cuando vuelvas a sacarla es posible que ya no se quite.

Las alfombras. Para recuperar esa zona aplastada por el peso de la mesa, la silla o el sofá pon un cubito de hielo.

Seguro que me olvido de muchas cosas, pero en resumidas cuentas esta es la limpieza que suelo hacer por estas fechas. Como te decía me lo tomo con calma y lo voy haciendo a mi ritmo.

¿Y tú como te la planteas?. ¿Me lo cuentas?. Te espero en el club del orden.  Cristina

Anuncios

2 Replies to “Cómo planificarse la limpieza de primavera”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s